NOTICIAS
Interés General
Nuestro Sector
Curiosidades
Agenda
 
    Portada > Noticias > Interés General >
 
   
 

CRECE MÁS MODERAMENTE QUE EL MERCADO DEL VEHÍCULO NUEVO.

 

El mercado de vehículos usados supone una parte importante de la actividad de los distribuidores de automóviles en Canarias. Hasta hace unos años, se considera  que la venta de vehículos usados por parte de los distribuidores oficiales era un complemento de la actividad respecto a la actividad de venta de vehículos nuevos. Sin embargo, actualmente es una actividad de gestión propia, convertirda en una parte estratégica de la actividad general de los concesionarios.

En Canarias a parte del mercado entre particulares, los distribuidores oficiales acaparan una parte muy importante de este mercado que gestionan con departamentos propios o mediante la colaboración con operadores independientes. Igualmente es destacable en este mercado el peso que suponen las operaciones de puesta en el mercado de vehículos previamente afectados a la actividad de alquiler sin conductor.


En este contexto, el mercado del vehículo usado en Canarias de 2015 aumenta el 6,68% respecto al ejercicio de 2014.  Se trata de un dato positivo pero que contrasta con el fuerte incremento operado en el mercado de vehículos nuevos.


En las islas se vendieron un total de 73.919 unidades de vehículos de ocasión, frente a las 69.288 unidades vendidas el año anterior. Este menor crecimiento del mercado respecto a la venta del vehículo nuevo se debe a varios factores. Por una parte a la oferta competitiva en precios del vehículo nuevo, como al incremento del poder adquisitivo de los consumidores.

Por otra parte, el mercado de usados estaba saturado con vehículos demasiado viejos derivado del largo periodo de crisis que hacía entrar en el mercado vehículos ya fuertemente amortizados.


En el mercado del vehículo usado, la venta entre particulares tiene un peso decisivo acaparando el 53% del total de las operaciones. Le siguen las redes oficiales, que acaparan el 32% del mercado, seguido por el sector de vendedores independientes con el 14%, mientras que el sector alquilador acapara un pequeño porcentaje del uno por ciento. El precio medio del vehículo usado se sitúa en torno a los 12.257 euros.

Sigue siendo un problema para el sector la competencia desleal que plantean los compraventas alegales e ilegales que continúan operando en muchos casos  en la vía pública de muchos municipios del archipiélago. La descoordinación administrativa sigue siendo el principal escollo para perseguir y erradicar estas prácticas

 
 
 
FREDICA - Federación Regional Canaria de Empresarios Importadores y Concesionarios de Automóviles - Contactar