Pasar al contenido principal
Foto del Viceconsejero Miguel Ángel Pérez con Pedro Modesto Campos y Rafael Pombriego tomada concluida la reunión

FREDICA ANALIZA EL PROYECTO DE LEY DE CAMBIO CLIMATICO CON EL VICECONSEJERO DE TRANSICIÓN ECOLÓGICA Y SU IMPACTO EN EL SECTOR DEL AUTOMÓVIL EN CANARIAS

SE SOLICITA UN PLAN DE RENOVACIÓN PROPIO PARA CANARIAS

La Federación de Importadores y Concesionarios de Automóviles, FREDICA, representada por los miembros de su Junta, Rafael Pombriego y Pedro Modesto Campos, se ha reunido con el Viceconsejero de Transición Ecológica, Miguel Ángel Pérez, para analizar el proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética de Canarias, proyecto aún en trámite y que, tras su paso por el Parlamento Canario, podría estar en vigor en 2022.

El sector considera que la normativa propuesta por el ejecutivo canario coincide con los objetivos sobre descarbonización del transporte defendidos por los operadores canarios del automóvil.

Desde FREDICA se informó al Viceconsejero que la organización está totalmente a favor de la transformación del parque móvil de las islas en un parque móvil de emisiones cero.

Siendo este el objetivo de administración y sector, desde FREDICA se considera, no obstante, que los objetivos deben ser realistas ya que en estos momentos la demanda de vehículos alternativos fundamentalmente eléctrico es muy baja derivado, fundamentalmente, del alto precio de estos vehículos, la falta de infraestructura de recarga generalizada como la aun escasa oferta de producto, aunque este último aspecto mejora rápidamente por la decisión de los fabricantes de apoyar totalmente el cambio hacia la movilidad descarbonizada.

En esta situación, desde FREDICA se informó al responsable de Transición Ecológica del Gobierno de Canarias que, si la Unión Europea plantea la prohibición de venta de vehículos térmicos en 2040, lo importante ahora es renovar el parque móvil de las islas, siendo necesario propiciar la salida del mismo de los vehículos más viejos (Canarias cuenta con uno de los parques móviles más viejos del España).

Para ello es necesario facilitar a los canarios este tránsito, por lo que en los próximos años (en los 19 que restan hasta 2040) no se debería excluir en los planteamientos de ayudas, aplicar las mismas a los vehículos térmicos de baja emisión de cara a permitir a las clases medias y las menos pudientes de las islas poder cambiar su viejo coche por uno alternativo o un térmico de muy baja emisión. Desde la Federación se entiende que las políticas de transición, siendo un objetivo completamente compartido, tienen que ser realistas no excluyendo de la posibilidad de renovar su vehículo a capas importantes de población.

Igualmente, y para este objetivo de renovación y tránsito hacia la descarbonización, desde FREDICA se reivindicó la necesidad de apoyar un plan de renovación propio para las islas. Canaria sufre una crisis derivada de la pandemia, más grave que en el resto del estado y con unas consecuencias en el empleo igualmente muy superiores. No desarrollar políticas de apoyo, aparte de lo comentado respecto a la realidad del mercado de las islas, significará que el parque móvil se envejecerá aún más en los próximos años, con lo que ello implica respecto a emisiones, consumo y seguridad vial.

A parte de estas importantes cuestiones, el sector comentó con el Viceconsejero, algunas cuestiones técnicas del proyecto de Ley que se consideran chocan con el ordenamiento europeo y que se considera debieran corregirse.

La reunión fue distendida y el consejero se comprometió a analizar los planteamientos realizados. FREDICA aportó una ampliación de sus alegaciones al proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética que se espera llegue al Parlamento de Canarias a finales de este ejercicio.